Miércoles, Noviembre 21, 2018
   
Texto

Recuperado más de 70 objetos robados en una amplía operación contra el robo en viviendas de Lo Pagán

Tres personas, miembros de un activo clan familiar, han sido detenidas como presuntas autoras de, al menos, una decena de robos en viviendas, de los que una ha entrado en prisión tras auto del juzgado de primera instancia e instrucción número 3 de San Javier. El líder del clan –un peligroso delincuente buscado por la justicia– se escondía en la vivienda ocupada ilegalmente por la familia. Uno de los arrestados se desplazó hasta el domicilio de un familiar en San Javier para ocultarse, protegido por un perro de raza pitbull, donde fue detenido tras más de una hora de conversación.


 

La Guardia Civil de la Región de Murcia ha desarrollado la operación ‘Patronus’, una investigación enmarcada en el ‘Plan contra el robo en viviendas’, que se ha saldado con la detención de los tres miembros de un activo clan familiar a los que se les atribuye, al menos, una decena de robos en viviendas de Lo Pagán-San Pedro del Pinatar.



En el registro practicado en el inmueble ocupado ilegalmente por los ahora detenidos han sido recuperados más de 70 objetos entre los que se encuentran muebles, enseres de hogar, electrodomésticos, herramientas e incluso documentación propiedad de los perjudicados. Además, en el vehículo de uno de los arrestados se han incautado numerosas herramientas supuestamente empleadas para cometer los robos.

La investigación se inició el pasado mes de febrero, cuando  guardias civiles especializados en prevención de la seguridad ciudadana tuvieron conocimiento del robo cometido en un domicilio de Lo Pagán-San Pedro del Pinatar. Pocas semanas después, otros vecinos de la zona denunciaron hechos similares, lo que generó cierta alarma social.

La coincidencia en la ubicación de las viviendas, todas ellas en la misma calle, hizo sospechar a los agentes de los moradores de un piso próximo, que había sido ocupado ilegalmente en fechas cercanas al inicio de los robos.

La Guardia Civil averiguó que en la vivienda vivían tres personas, una mujer y sus dos hijos. Si bien la mujer carecía de antecedentes policiales, ellos contaban con un amplio y dilatado historial delictivo. Por una de estas causas, el principal sospechoso estaba siendo buscado por la justicia.

La investigación desarrollada permitió averiguar que éstos habían vendido abundantes materiales metálicos (barandillas de aluminio, rejas, motores de aparatos de aire acondicionado, etc) en centros de gestión de residuos sólidos, lo que acrecentó las sospechas.

Las numerosas labores de vigilancia establecidas en torno a la vivienda ocupada por el clan familiar sumó información al resto de indicios ya obtenidos, todo lo cual fue puesto en conocimiento de la autoridad judicial al objeto de obtener el correspondiente mandamiento de entrada y registro.

De este modo, a finales del pasado mes, un amplío dispositivo policial se desplazó hasta los aledaños del inmueble donde, tras asegurar la zona, se dispuso la entrada en el domicilio investigado.

En el interior del inmueble se hallaron más de 70 objetos de uso doméstico (muebles, enseres de hogar, electrodomésticos y  herramientas) propiedad de los vecinos asaltados, entre los que se recuperó el mobiliario completo de un dormitorio, que estaba siendo utilizado por uno de los arrestados.

  • Intento de fuga del líder del clan

Mientras los agentes accedían a la vivienda, uno de los moradores intentó huir precipitadamente por una oquedad habilitada en una de las paredes de las habitaciones, tapiada al exterior, donde al parecer se alojaba, en la clandestinidad, para evitar ser localizado y puesto a disposición de la justicia por otras causas pendientes.

El sospechoso no logró su propósito, ya que en el balcón se encontraba un grupo de agentes que lo detuvo antes de que pudiera escabullirse.

En el domicilio fueron arrestadas dos personas: un varón, de 36 años y una mujer de 67, madre e hijo, de nacionalidad española, como presuntas autoras de delito continuado de robo con fuerza.
El dispositivo policial continuó con el objetivo de localizar al tercer individuo que, previo al despliegue policial, se había trasladado hasta el domicilio de un familiar en la localidad de San Javier.

Los agentes localizaron la vivienda y solicitaron al sospechoso que se entregase mientras éste se mantenía agazapado en el interior, protegido por un perro de raza pitbull. La Guardia Civil mantuvo el cerco policial y conminó al sospechoso para que saliera del inmueble, lo que se produjo tras más de una hora de conversación. En ese acto fue detenido un joven –español y de 24 años–, supuesto miembro del grupo criminal, como presunto autor de los delitos investigados. El arrestado cuenta, a su vez, con un abultado historial delictivo.

  • Desvalijaron las viviendas de sus vecinos

Según se desprende de la investigación, para acceder al interior de las propiedades, los ahora detenidos violentaban alguna ventana o escalaban hasta las terrazas. Su objetivo eran todo tipo de bienes, desde enseres domésticos y productos de alimentación, hasta las rejas o barandillas exteriores. Culminado el robo, huían con el botín obtenido para refugiarse en la casa que meses antes había ocupado de forma ilegal.

Los arrestados llegaron a despojar a sus vecinos de la práctica totalidad de sus enseres, e incluso a apoderarse del mobiliario completo de una habitación de matrimonio.

El minucioso análisis de la información obtenida en el proceso de investigación y los efectos recuperados implica al grupo delictivo desmantelado en, al menos, nueve hechos delictivos cometidos durante los primeros meses del año en viviendas de la calle Carabanchel de Lo Pagán-San Pedro del Pinatar.

En varios centros de reciclaje se ha detectado la venta, en 48 operaciones, de numeroso material, por lo que se investiga su participación en otros robos en viviendas.

La operación ‘Patronus’ ha culminado con la desarticulación de un activo grupo criminal, de índole familiar, cuyos tres miembros –una mujer de 67 años y sus dos hijos, de 24 y 35 años– han sido detenidos como presuntos autores de delito continuado de robo con fuerza. Han sido recuperados más de 70 objetos procedentes del robo, 1.700 euros, documentación propiedad de las víctimas, así como herramientas supuestamente empleadas para cometer los delitos.

Los arrestados, los efectos recuperados y las diligencias instruidas han sido puestos a disposición del Juzgado de Instrucción número 3 de San Javier (Región de Murcia), quien ha ordenado el ingreso en prisión del principal líder de la organización criminal desmantelada.

 

 

Prohibida la publicación de fotografías de este diario digital con la marca 'CYA' en cualquier publicación o en Internet sin autorización.

 

 

Banner
Banner

Banner

Banner
Banner
Banner

Login Form

Este sitio utiliza cookies de Google y otros buscadores para prestar sus servicios, para personalizar anuncios y analizar las visitas en la web. Google recibe información sobre tus visitas a esta página. Si visitas esta web, se sobreentiende que aceptas el uso de cookies. Para mas informacion visite nuestra politica de privacidad.

Comprendo las condiciones.

EU Cookie Directive Module Information