Domingo, Septiembre 24, 2017
   
Texto

Historia de la Barriada Virgen de la Caridad

El problema de la vivienda en Cartagena ha estado en relación con los movimientos de población, con el flujo de la industria minera y con la falta de una política adecuada al tema.

 

Cartagena, al igual que otras ciudades españolas, reunía esa difícil armonización de centro militar y ciudad industrial.   La clase obrera fue la más afectada por la gran densidad que al recinto imponían las zonas polémicas y los altos precios de las viviendas.   Muchas de las viviendas más humildes de los barrios populares eran inmundos cuchitriles cuyo principal problema era el hacinamiento.

 

Las características climatológicas de la ciudad y la excesiva humedad del suelo, hacía que las partes bajas de las casas fueran las más inhabitables.

 

Ante esta situación tan precaria se propuso al Instituto Nacional de la Vivienda un proyecto para la construcción de un poblado de absorción, compuesto de 600 viviendas de tipo social con rentas que se pretendía que oscilasen alrededor de las 100 pesetas mensuales, y en el que  estaba proyectada la construcción de una iglesia, dos grupos escolares y locales para el comercio. Con este proyecto se pretendía la supresión de cuevas y edificaciones modestas – ruinosas en la población.

 

Los terrenos sobre los que se pretendía construir este poblado se encontraban situados en las proximidades del paraje de Torreciega,  al sur de la vía del ferrocarril y próximo a ésta, en terrenos alejados de las zonas inundables del Almarjal.

 

El proyecto para la construcción de las 600 viviendas de tipo social fue aprobado en 1957 por el Instituto Nacional de la Vivienda y su presupuesto fue de 34.358.685,50 pesetas, concediendo las bonificaciones tributarias máximas y un anticipo sin interés reintegrable en 50 años por el 80% del importe del proyecto, o sea, por la cantidad de 27.486.950.80 pesetas, que recibiría El Ayuntamiento promotor tan pronto como hubiera invertido el 20% que constituía la aportación inicial y cuya suma ascendía a 6.871.737,70 pesetas.

 

Ahora bien, sería la Caja de Ahorros del Sureste la que cedería el préstamo para la financiación del 20% del proyecto, ofreciendo como garantía de la operación la constitución de una segunda hipoteca sobre las fincas a construir y las que permitiera la Ley del Régimen Local, además de confiar a la Caja la administración de las viviendas mediante la cobranza que se estipulara.

 

Los terrenos sobre los que se iban a construir las 600 casas de tipo social pertenecían a la Unión Española de Explosivos S.A. Estos terrenos iban a ser expropiados por el Ayuntamiento apoyándose en la Ley de Régimen del Suelo y Ordenación urbana de 12 de mayo de 1956, según la cual para la ejecución del Plan de Urbanismo se ofrecía una serie de sistemas: cooperación, compensación, cesión de viales y expropiación, siendo este último el que se pondría en práctica.

 

Según este sistema de expropiación, la Administración adquiere la totalidad de los terrenos comprendidos en un polígono para urbanizarlos por sí o mediante una empresa concesionaria.   Dichos terrenos cumplirán dos objetivos: atender a las necesidades inmediatas de solares, previa su urbanización, y procurar una reserva de ellos con vistas al futuro.   Para la determinación de la extensión del polígono que se va a expropiar se consideró la superficie que podía adquirirse con los medios financieros disponibles.

 

Así, tras varias gestiones con la Unión Española de Explosivos S.A., para llegar a un acuerdo sobre la fijación del precio de los terrenos expropiados, se llegó a un feliz resultado por el cual se pagaría a 2,50 pesetas cada uno de los  51.485,7 metros cuadrados que constituía dicho terreno, ascendiendo la suma a pagar por el Ayuntamiento a 128.414,35 pesetas. A estos terrenos se sumarían los 25.000 metros cuadrados que fueron cedidos gratuitamente al Ayuntamiento por D. Juan García Jiménez, en un magnífico y altruista gesto de ayuda a Cartagena. Con estos 76.485 metros cuadrados y 15.799 de los adquiridos a CENS, se efectuó la agrupación para obtener una parcela de 92.285,73 metro cuadrados y adscribirla ante la Dirección General de la Vivienda, a la construcción del poblado de absorción.

 

Habida cuenta de que la Unión Española de Explosivos S.A., tenía la intención de edificar viviendas para productores a su servicio, el Excelentísimo Ayuntamiento, dado el carácter eminentemente social de las que iba a construir en la parcela de que formaba parte la finca expropiada, se comprometió a ceder en arrendamiento a la citada entidad cien viviendas, en la forma y precio que en su día se estipularon y con la condición  de que fueran destinadas exclusivamente para habitación de los productores de la repetida entidad, vinculando su uso por estos a la duración de sus respectivos contratos laborales.


Sería el arquitecto de Ayuntamiento, Diego Ros Oliver, el encargado de la realización del proyecto de urbanización, pavimentación, alcantarillado, aguas, electricidad y jardinería para la construcción de 600 viviendas de “tipo social”.

 

En el año 1.989 el Ayuntamiento de Cartagena, junto con la Comunidad Autónoma construyó un grupo de viviendas sociales (122) que distribuyó entre familias gitanas en su mayoría y otras en situación de marginalidad que habitaban cuevas y viviendas de otros barrios marginales de la ciudad y del casco antiguo. Un año después se crearon cerca de las anteriores, otras 28 nuevas viviendas sociales tipo dúplex y durante el bienio 92-93 se construyeron otras 52 viviendas de tipo social, que si bien no pertenecen administrativamente a la Barriada Virgen de la Caridad, sino a la de San Ginés, éstas se encuentran separadas entre sí por la Calle Cabrera.

 

‘Terminamos el verano y empezamos a organizar ya el cuatro trimestre’

Se trata ni más ni menos que sentarse todos los representantes de los Colectivos donde podremos cambiar impresiones y aprovechar para organizar Talleres y las actividades de cara al otoño e invierno como son la Semana de ‘Conoce tu barrio’, así como la III Exposición en la explanada del Puerto de todas las Empresas, Organismos, Instituciones, ONG y Colectivos que están colaborando para que nuestro Barrio siga prosperando y así llegaríamos hasta la Campaña de Navidad, incluida los Reyes Magos.

Todo eso llevarlo a cabo es una labor muy ardua, lenta pero satisfactoria porque al colaborar todos hacemos posible dar a conocer al pueblo de Cartagena que la barriada virgen de la caridad existe.

Existe, porque lo que hacemos lo hacemos con ilusión, la ayuda que recibimos es de nuestros propios vecinos, por fin tenemos vecinos que nos apoyan para poder hacer aquello que sus hijos participan con ilusión y alegría.

Los mismos padres este verano han sido testigos de su participación.

Desde las proyecciones de película realizadas por el Circulo de Podemos del Grupo Municipal Cartagena Si se Puede, Caritas San Leandro hasta la ONG Proyecto Abraham, desplazándose los días correspondientes incluso fuera de nuestro entorno de barrio para con los críos participar en el taller náutico con la colaboración del Programa TLa de la Concejalía de Juventud, así como talleres de agua celebrados en las instalaciones deportivas de la Esperanza.

Familias de nacionalidad rusa venidas a través de la ONG ACCEM, han participado este verano con nosotros mostrando nuestra cultura e intercambiando experiencia con nuestros vecinos de similares edades.

En realidad, podemos decir que este verano ha sido maravilloso, gracias a todos los colectivos que han participado en la elaboración de los mismos.

Los Talleres de Manualidades, Tatuajes, Música y los ya tradicionales Juegos en la calle así lo han hecho posible.

Ahora como decíamos antes para el próximo día 12 de septiembre tendremos la reunión de colectivos.

No quisiera terminar esta reflexión sin antes seguir reivindicando para nuestro barrio.

Que bonito queda eso de plantar Palmeras, podar en la Calle Real y sin embargo para las 600 hace tres años el famoso Picudo se llevó para adelante nuestro símbolo, La Palmera, conocida popularmente en nuestra ciudad como símbolo de barrio.

Simplemente ‘una’ de los cientos de palmeras que se han plantado, van a plantar y/o se van a podar en Cartagena harían posible contentar a unos vecinos que seguimos identificándonos con una simple Palmera.

Si a eso le sumamos la Rotonda del Seat 600, la grieta del edificio que tenemos justo frente a la Asociación de Vecinos, la falta de acerado en la zona Norte del Barrio, la terminación del vallado perimetral de las Instalaciones Deportivas, la falta de Mobiliario Infantil en el único Parque que tenemos, la falta de compromiso existente por parte municipal de las inversiones en nuestro entorno urbano, la intención que se tiene con el inmueble del Parque Santa Rita, falta de idoneidad en la Plaza Cronista Casal, adecentamiento de los soportales de los establecimientos allí instalados que actualmente se encuentra en situación de abandono, la Vía Verde sigue en un estado lamentable al no estar considerado como recuperable, la famosa Balsa de vertidos sigue situado al límite de nuestro barrio, la vía del tren sigue situado a 50 metros de nuestras vivienda causando un ruido lamentable a su paso las 24 horas del día, el centro de salud del Parchís no cuenta con la asistencia de urgencias que por sugerencia del Insalud lo trasladaron al Rosell, la Caja Rural que teníamos por si fuera poco también la cerraron y la trasladaron a otro lugar, nos cierran los talleres ocupacionales que teníamos en el barrio, las calles están sin las señales de tráfico verticales y horizontales con su mantenimiento propio y aun existiendo reuniones con el concejal de interior correspondiente así como los directores anteriores puestos por el ayuntamiento, seguimos?¿¿??, creo que es suficiente para decir que la única concejalía que tenemos colaboración es Servicios Sociales, manteniendo a una persona casi de forma permanentes y a su equipo de técnicos como son Pepe, Ana y Rosario, lo demás, muy puntual Festejos, brillan por su ausencia, porque mucho quiero ir, voy para allá, mentira, simplemente mentira, la verdad que no nos hace falta, siempre hablando como Asociacion de Vecinos, eso si, seguiremos denunciando la falta de mantenimiento y atenciones que tiene el barrio.

 

Pág. 1 de 70

 

 

Prohibida la publicación de fotografías de este diario digital con la marca 'CYA' en cualquier publicación o en Internet sin autorización.

 

Login Form

Este sitio utiliza cookies de Google y otros buscadores para prestar sus servicios, para personalizar anuncios y analizar las visitas en la web. Google recibe información sobre tus visitas a esta página. Si visitas esta web, se sobreentiende que aceptas el uso de cookies. Para mas informacion visite nuestra politica de privacidad.

Comprendo las condiciones.

EU Cookie Directive Module Information